Se creía que el  Xoloescuincle podía pasar del mundo de los muertos mediante sueños/ Foto: Especial
octubre 25, 2018 10:59 AM
Redacción: Central
Actualidad Revista Central

A donde van los perros cuando mueren según la cosmogonía precolombina

Itzcuintlan o también conocido como lugar de perros, es donde los mejores amigos te seguirán ayudando

Redacción: Central

¿Alguna vez te has preguntado a dónde van los perros al morir? Pues ya que estamos muy cerca de la celebración de ‘Día de Muertos’ te traemos la historia que nuestros antepasados creían y que pasaron de generación en generación.    

Según las culturas prehispánicas el Mictlán (lugar de los muertos), era donde tu alma tenía que ir para descansar, pero el camino a este recinto de muertos era largo y tenía nueve niveles.

El primer nivel era el Itzcuintlan o lugar de perros, donde supuestamente llegaban todos los perros después de dejar la tierra. Es un inmenso río donde los caninos ayudaban a las almas a pasar al siguiente nivel.

Se creía que en este lugar los perritos eran los encargados de guiarte para que pudieras cruzar el inmenso río que te llevaba al segundo nivel, de ahí su importancia, ya que sin ellos no podrías siquiera comenzar el camino hacia el lugar de los muertos.

Ilustracion de un Xoloescuincle guiando un alma en Itzcuintlan Foto Especial
Ilustracion de un Xoloescuincle guiando un alma en Itzcuintlan Foto Especial

Se creía que el xoloitzcuintle era uno de los pocos animales que podía cruzar del mundo de los vivos al de los muertos durante los sueños, en los cuales ayudaban a las almas a pasar el río.