VinosWagner.jpeg

Los vinos de Wagner, un verdadero placer embotellado

Como resultado del extraordinario trabajo familiar de varias generaciones, cada gota de los vinos producidos por Caymus Vineyards es un deleite que no puede dejar de disfrutarse.

vinosWagner.jpg

Cualquiera que haya conducido por la costa de California puede dar fe de su singular belleza: los destellos de diamantes del sol bailan sobre el agua y un cielo panorámico está en constante cambio.
 
Este paisaje extraordinario también crea las condiciones ideales para el cultivo de magníficos vinos. Las brisas del océano moderan el calor del sol, lo cual lleva a una temporada de crecimiento prolongada que da como resultado una mayor complejidad en el vino.

Las delicias que nos ofrecen los vinos de Wagner son reflejo de la perfección de su terroir. En cada botella creada bajo el nombre de esta exitosa familia, se comparte la calidez obtenida del clima y del sol, energía que es transformada en un manjar líquido que nos deleita y acaricia los sentidos.

vinosCalifornia1.jpg

Mientras más bebemos sus vinos, más crece el deseo por ellos, convirtiéndose en parte esencial de las celebraciones, la energía contagiosa de una sonrisa, el remedio para una tarde fría y la conexión entre el mundo material y el divino. Son, simplemente, el suspiro que se escapa del pecho ante el placer de disfrutarlos.

vinosCalifornia2.jpg

El nombre Wagner se remonta al año de 1857, cuando los primeros miembros de esta familia llegaron al Valle de Napa en tren desde Bible Grove, Missouri. Guiados por el deseo de establecerse y aprovechar las muchas bondades de California, dejaron todo lo que tenían para empezar una nueva vida, sin imaginarse que, a más de un siglo de distancia, su legado sería sinónimo de excelencia en vinos.

vinosCalifornia.jpg

En 1972, Chuck Wagner y sus padres llevaron su talento en la producción de vino casero al mundo de los vinateros profesionales, estableciendo Caymus Vineyards, nombre que tomaron de la zona histórica dada por México conocida como Rancho Caymus.

Su primera producción fue de 240 cajas de vino de la vendimia de 1972, sacando a la venta un Napa Valley cabernet de cada añada desde entonces. Pero fue a partir de 1975 que empezaron a presentar su special selection, producida con los lotes de cabernet extraordinarios.

En sus vinos cautivantes, se captura la riqueza y concentración de las mejores uvas, seleccionadas una a una, por lo que merecen ser maridados con la más alta cocina, cortes de carne roja de caza mayor, carne de res y quesos maduros.

En cada botella creada bajo el nombre de esta exitosa familia, se comparte la calidez obtenida del clima y del sol, energía que es transformada en un manjar líquido que nos deleita y acaricia los sentidos.
vinosWagner2.jpg

Su potencial de guarda nos permite disfrutar de sus taninos finos y lujosos varios años después de adquiridos, consintiéndonos con sus sabores intensos de granos flexibles de cacao, chocolate y frutas oscuras.

Ya sea por curiosidad, deseo de sumergirse en este fascinante mundo o simple goce, beber los vinos de Wagner nos transporta a un viaje de muchas escalas y sin retorno: una vez que se prueban, no se puede renunciar a ellos.