porchetta y cebolla caramelizada en pan cristal.JPG
Sándwich de porchetta, cebolla caramelizada, arúgula y mahonesa de ajos rostizados de The Pork House.

Un día completo para celebrar el sándwich

El 3 de noviembre es el Día Internacional del Sándwich, un platillo al que le sobran cualidades y es un must en nuestra alimentación. Festejémoslo haciendo una radiografía de esta preparación y una lista de los imperdibles.

Los sándwiches son fáciles de comer y transportar, versátiles y nutritivamente completos, si se preparan bien; y como se aproxima su día (sí, hasta el sándwich tiene su día), se merecen prestarles atención en mi columna.

Origen: Se dice que el Conde de Sándwich, ávido jugador de cartas, durante una larga partida, pidió algo de comer que no le manchara las manos ni le interrumpiera el juego.

El auténtico: Se prepara con pan de molde o caja, de origen inglés, pero en la actualidad, la mayoría denomina sandwich a cualquier preparación que lleve algún tipo de pan.

The perfect sandwich: Un bocado ideal debe llevar algo de proteína animal o vegetal (salmón, jamón, huevo, hummus), algo de verdura o vegetal (típicamente lechuga, tomate, pepinillo), alguna salsa o untable que le dé jugosidad (mahonesa, tártara, mantequilla) y lo más importante, un pan recién hecho, esponjoso pero crujiente. De esta manera, convertiremos nuestro sándwich no solo en un placer, sino en una preparación nutritiva y completa, en la que intervienen grasas, proteínas, hidratos, vitaminas y minerales.

Mis favoritos de la ciudad

Niddo2.jpg
Grilled-cheese sándwich con cheddar, emmental, cebolla caramelizada y pesto de tomate en pan campesino, de Niddo.

Niddo. Se ha hecho famoso su grilled-cheese sándwich preparado con cheddar, emmental, cebolla caramelizada y pesto de tomate en pan campesino. Karen Drijanski y su hijo Eduardo Plaschinski han convertido este pequeño corner en un exquisito lugar de culto.
Instagram: @_niddo

Madre Café. Víctor Zárate ofrece una variedad de sándwiches en pan campesino hecho por él mismo, en el que el vegetal parece haber hecho furor. Hummus, espinaca fresca y aguacate se esconden en su interior.
Instagram: @madre_cafe

La Docena Oyster Bar. De la receta auténtica criolla de Louisiana surgen los famosos po-boys, sándwiches preparados con productos de mar rebozados, mahonesa, kétchup, lechuga y tomate. No dudes en pedir el de ostión y camarón con salsa tártara en pan baguette; es delicioso.
Instagram: @ladocenaoysterbar

mortadela y encurtidos de bottega 2.jpg
Sándwich de mortadela, encurtidos y salsa verde piamontesa, de Bottega Sartoria.

Bottega Sartoria. En este pequeño local de la colonia Roma, los panini (como se denominan los sándwiches en Italia) gozan de fans absolutos que acuden cada día a pedir una de sus cuatro variedades en pan focaccia recién horneado. El primero en agotarse es el de mortadela, encurtidos y salsa verde piamontesa.
Instagram: @bottegamx

The Pork House. Rodrigo Estrada ha convertido en un manjar el lomo de cerdo envuelto en panceta con rub de hinojo, salvia y romero. Prueba el sándwich que lleva porchetta, cebolla caramelizada, arúgula y mahonesa de ajos rostizados en un pan de cristal.
Instagram: @theporkhousemx

Rosetta. El brunch de este lugar parece hipnotizar a sus clientes, y entre los platillos favoritos, está el sándwich de huevo y prosciutto. Recordemos que Elena Reygadas es uno de los mitos de México en la elaboración de panes.
Instagram: @restauranterosetta

Eno.jpg
De milanesa de pollo orgánico con pan artesanal calentito, de Eno.

Eno. Si Enrique Olvera no fuera famoso por su buque insignia Pujol, lo sería por sus tortas de milanesa de pollo orgánico en Eno. Son preparadas con pan artesanal calentito elevado a la categoría gourmet.
Instagram: @eno_mx