Foto: Especial

Sí, te puedes morir de amor y la ciencia lo comprueba

No exageras cuando dices que te sientes al borde de la muerte

 Redacción: Central 

  Cuando estás enamorado no sólo se activa un proceso sentimental, también uno físico que es el que hace que cuando tu relación termina te sientas tan triste que quieres morir. 

Aquí te explicaremos desde el principio qué es lo que pasa y qué sustancias se activan en tu cerebro que te hacen tener esa sensación de enamoramiento. 

Dopamina 

Cuando se activa esta sustancia y está en un nivel elevado, se tiene una mayor concentración, una actitud de perseverancia y todo eso que te orienta a divinizar al chico o chica que te gusta. Es eso a lo que se le llama: “sólo ver las virtudes y no lo negativo”. Además de que con esto puedes sentirte eufórico, con insomnio y con los latidos del corazón acelerados. 

Norepinefrina 

Provoca diversas reacciones una de ellas es llenarte de energía, pero la más importante es que ayuda a que recuerdes todos los momentos preciosos con tu pareja, en pocas palabras a no olvidar ni el más mínimo detalle de la persona que amas,. 

Serotonina 

Esta sustancia es la causante de que pases horas y horas pensando en la persona que te gusta, a lo que puedes llamarle obsesión o fantaseo

Ahora, cuando todo eso termina, las sustancias disminuyen, lo que te provoca un gran dolor. De acuerdo a estudios, cuando te sientes en estado de agonía, tu cerebro es el culpable; puede liberar hormonas del estrés que atacarán a tu corazón, sistema digestivo e incluso al sistema inmunológico

Foto: Especial

En casos muy raros el estrés puede llegar a ser tanto que crea una condición cardíaca que se llama cardiomiopatía Takotsubo, que es mejor conocida como síndrome del corazón roto, y éste puede llevarte a la muerte

Es muy extraño que se desarrolle este síntoma, pero nosotros te recomendamos que cuando termines una relación salgas con tus amigas y amigos o estés con personas que te llenen de mucho amor para no sentir que estás llegando al límite de la muerte.