Meghan Markle y el príncipe Harry hablaron sobre el racismo, los malentendidos, una boda secreta y su relación con la familia real
JOE PUGLIESE/AFP

Meghan Markle y el príncipe Harry hablaron sobre el racismo, una boda secreta y su relación con la familia real

Este domingo se realizó la entrevista de Meghan Markle y el príncipe Harry con Oprah Winfrey, donde los duques revelaron algunos conflictos con la familia real.

Meghan Markle y el príncipe Harry por fin rompieron el silencio y decidieron hablar sobre su relación con la reina Isabel y el príncipe Carlos, así como algunos difíciles momentos que vivieron mientras formaban parte de la familia real.

  En entrevista con Oprah Winfrey, los duques de Sussex revelaron los tensos momentos con la familia real, los problemas de racismo por la preocupación del color de piel del hijo de Meghan y Harry; así como la mediática discusión entre Markle y Kate Middleton.

Los duques dieron material para hablar por días, por eso te mostramos un breve resumen de lo que contaron a Oprah.

El sexo del bebé de Meghan Markle y el príncipe Harry

En la entrevista, los duques revelaron el sexo de su futuro bebé y tendrán ¡una niña!

Emocionados, Meghan Markle y el príncipe Harry declararon a Oprah que están esperando una hermosa niña.

Boda secreta de los duques de Sussex

Tres días antes de la increíble boda de Meghan y Harry en el Castillo de Windsor, los duques de Sussex se casaron en secreto.

De acuerdo con la entrevista, los duques llamaron al arzobispo para casarse en secreto y tener un momento íntimo, especial y poder decir sus votos.

"¿Sabes? Tres días antes de nuestra boda, nos casamos. Nadie lo sabe”.

“Llamamos al arzobispo y le dijimos: ‘Mira, este espectáculo es para el mundo, pero queremos una unión solo con nosotros. Los votos que hemos enmarcado en nuestra habitación son esos”.


También te puede interesar: Adiós a la vida royal: Meghan Markle y el príncipe Harry pierden sus títulos reales

El posible acto de racismo en la familia real

Uno de los temas más controvertidos e incluso dolorosos fue cuando Meghan Markle y Harry revelaron que el color de piel de su hijo fue un tema de discusión en la familia real.

Los duques señalaron que alguien de la familia estaba preocupado por el color de piel que tendría el pequeño Archie. Además, se dejó en claro que el pequeño no tendría ningún título real.

“En esos meses en que estaba embarazada tuvimos una serie de conversaciones sobre que ‘no se le daría seguridad, no se le daría un título (a Archie)'. También se compartieron preocupaciones y conversaciones sobre qué tan oscura sería su piel cuando naciera”.

Aunque no se dice qué miembro de la familia real hizo estos comentario, Oprah señaló que no los hizo la reina Isabel ni su esposo, Felipe de Edimburgo.

La pelea de Meghan Markle y Kate Middleton

Poco antes de la boda de Meghan y Harry, salió a la luz que la ex actriz tenía actitudes prepotentes y que incluso habría hecho llorar a Kate Middleton por los vestidos de las damas de honor, sin embargo, este hecho podría ser totalmente falso.

En la entrevista, Meghan reveló que fue todo lo contrario. Kate Middleton estaba molesta por los vestidos y fue grosera con Meghan.

“Me hizo llorar e hirió mis sentimientos. Luego se disculpó”.

Meghan Markle pensó en el suicidio

Aunque Meghan Markle fue bien recibida por la reina Isabel y la familia real, se sintió muy presionada por seguir los protocolos y no hacer cada movimiento como la realeza lo esperaba, algo que la hizo caer en depresión y pensar en el suicidio.

“Cada vez que se apagaban las luces, yo berreaba… Ya no quería estar viva. Era un pensamiento muy claro y atemorizante, no podía estar sola”.

La relación entre el príncipe Carlos y el príncipe Harry

Un tema que también nos dejó helados y que posiblemente hará tambalear a la corona es la actual relación entre el príncipe Carlos y el príncipe Harry.

Harry reveló que desde que se mudó a Estados Unidos, su padre no le toma las llamadas.

“Me siento realmente decepcionado porque él ha pasado por algo similar, sabe cómo se siente el dolor y Archie es su nieto… Al mismo tiempo, siempre le querré. Pero hay mucho dolor, y arreglar esa relación seguirá siendo una de mis prioridades”.