Healthy Lifestyle and Yoga Concdvndfvdept. Close-up hands. Woman do yoga outdoors at sunrise in lotus position. Woman exercising and meditating in morning. Nature background.


El camino de la abundancia

Todos queremos obtenerla, pero para ello debemos transitar entre la apertura, la reflexión, el entendimiento, el desprendimiento, el cambio, el agradecimiento, la reconciliación, la sanación y la superación. Un recorrido complejo, pero necesario.

Después de haber visto la reciente miniserie dramática de HBO I Know This Much Is True, estuve varios días invadida por un sentimiento de nostalgia y vacío a causa de esta historia tan auténtica que cuenta la complicadísima vida familiar de un par gemelos idénticos. Probablemente me interesó más por mis lindas cuatitas, pues pienso que, si empezaron su existencia en pareja, deben tener alguna conexión superior.

Al escribir las últimas columnas –con las que he hecho catarsis y se han vuelto, casi casi, un diario de la pandemia–, recordé que, cuando inició el aislamiento, me invitaron a realizar una meditación de abundancia. Confieso que nunca lo había hecho antes; pero soy nueva en el arte de meditar solamente porque no me había dado a la tarea de adentrarme en este.

Fueron 21 días de meditación que resultaron altamente reveladores, pues de alguna forma, me iban llevando por un viaje interior sobre mi vida y la de mi familia, hasta abrir la mente y el corazón al universo para recibir abundancia en todos los sentidos que se pueden percibir: la salud, el amor, las ideas, la creatividad y estar abierto a las nuevas oportunidades que se presentan en la vida y ser capaz de tomarlas.

En una de las asignaturas de la meditación –realmente larga, por cierto–, había que escribir varias planas de afirmaciones para pedir permiso a los ancestros de romper con patrones y vivir de forma diferente si la historia no era muy inspiradora que digamos, y luego, lo contrario, si había abundancia milenaria en los antepasados, a fin de seguir con la misma suerte y recompensas genéticas. Y esto me llevó a preguntarme: “¿Será posible que estemos cargando karmas familiares?”.

La abundancia somos todos conectados en un mismo nivel de energía, y debemos jalar a quienes vibran en bajas frecuencias. Eso lo hacen los líderes comprometidos con el progreso y el cambio.

Ver la serie me transportó a esos días de pureza que viví al meditar y me ayudó a entender un poco más el porqué de las personas y, obviamente, el mío. Llegué a la conclusión de que la abundancia somos todos conectados en un mismo nivel de energía, y que debemos jalar a quienes vibran en bajas frecuencias. Eso lo hacen los líderes comprometidos con el progreso y el cambio; son bastantes quienes han logrado mover el mundo, como artistas, deportistas, políticos, científicos, escritores y gente común, que, sin ser famosa o erudita, hace magia con su energía todos los días.

Sentí una profunda tristeza al ver cómo el protagonista, con muy pocos recursos emocionales, trataba de proteger y sacar adelante a toda su familia, mientras se tragaba su propia historia por acercarse y rescatar a su hermano, quien tanto lo necesitaba. Hubo un momento importantísimo en el drama, en el que pude echarle un ojo al pasado y leer sobre la vida del abuelo; comprendí que el sufrimiento venía desde atrás, y sin quererlo, había sido parte de la desgracia hasta dos generaciones después. Sin contarles mucho más, porque vale la pena que la vean, llega la reconciliación, pues después de todo, también hay días soleados agradables que nos dan la enorme oportunidad de reflexionar y cambiar. ¡Qué sería de la vida si bajáramos la guardia y nos permitiéramos respirar y desprendernos de lo que nos lastima!

adult and child hands holding red heart on aqua background, heart health, donation, CSR concept, world heart day, world health day, family day


El tema que quiero dejar en esta ocasión sobre la mesa es que tenemos la posibilidad de reconciliarnos con nuestro pasado y agradecerlo. También podemos buscar ayuda para superar los miedos, esos baches que resultan incómodos y pensamos insalvables. Reconocernos como personas que necesitan ayuda y ser escuchadas es un paso importantísimo para la autosanación y la apertura a la famosa abundancia. Abrir los sentidos y el corazón es, en esta época, más importante que tener el “iPhone 17”.

Claramente, estamos muy confundidos con los conceptos; abundancia es estar vivo, respirar y tener la fantástica opción que nos da la vida de despertarnos un día más y aprovecharlo para corregir el paso. Agradecer es una práctica que también nos lleva a cambiar nuestra mente; es el inicio de la reconciliación, que además implica sabernos vulnerables y reconocer que algunas personas han dejado huellas profundas en nuestra existencia que nos obligan a superarnos. Al final, estamos aquí para aprender, mejorar y seguir caminando con los nuestros.