alicia en el pais de las maravillas historia
Wikimedia Commons
De la adaptación de 1951 de Disney.

Mucho antes de las adaptaciones al cine, Alicia en el país de las maravillas surgió como un clásico de la literatura escrito por Lewis Carroll, pero ¿quién fue la pequeña Alice Liddell, la niña que inspiró y originó esta historia clásica? Sigue leyendo para descubrir la historia real detrás de Alicia en el país de las maravillas.

El origen de Alicia en el país de las maravillas

En la literatura generalmente es posible encontrar nexos entre las vidas reales de los autores y sucesos que los inspiran. Tal es el caso detrás de Winnie Pooh, cuya historia se basó en el Christopher Robin real cuyo oso de peluche se llamaba Winnie y tenía una serie de amigos animales y cuyos juegos comprendían de aventuras; esto llevaría a la historia de Winnie Pooh en un éxito que ha sobrevivido décadas tras décadas.

El caso de Alicia en el país de las maravillas no es tan distinto, y es que se dice que Lewis Caroll –cuyo nombre real era Charles Lutwidge Dodgson– conoció a las tres pequeñas Liddell, después de que su familia se mudara a Oxford. Entre ellas se encontraba Alice Liddell, la inspiración directa para la historia.

manuscrito alicia en el pais de las maravillas
Wikimedia Commons
Una de las páginas del manuscrito de Alicia en el país de las maravillas, que el escritor presentó a Alice Liddell en 1864.

En un principio, la pequeña Alice, junto a sus hermanas solían pedirle a Caroll que les contara historias, en particular en un viaje en barco el 4 de julio de 1862, que fue el primer borrador, por así decirlo de la historia de la Alicia del libro, pues la pequeña incluso le pidió que la escribiera para ella.

Así nació en 1864 el borrador de Las aventuras subterráneas de Alicia, copia que Carroll le dio a Alice Liddell. Un año después, el título sería cambiado por Las aventuras de Alicia en el país de las maravillas y su primera edición sería editada con ilustraciones de sir Jonn Tenniel.

Este sería el comienzo de una vida muy cómoda para el autor y catedrático, así como el comienzo de su legado.

Te puede interesar: Blancanieves realmente existió y su historia es aún más trágica que en la película

El lado oscuro de Lewis Carroll y Alicia

lewis carroll con su lente
Wikimedia Commons
Lewis Carroll en 1863 limpiando su lente fotográfico

La historia entre Alice y Carroll ha sido bajo un crisol un tanto negativo en la época moderna, pues el escritor la conoció cuando él tenía 24 años y ella tan sólo 4 años, y se creó una amistad que podría considerarse inusual dada la diferencia de edad.

Más allá de su profesión o de convertirse en autor publicado por la insistencia de Alice, Dodgson también era un aficionado a la fotografía, y las hermanas Liddell posaron para su lente. Y este quizá es uno de los aspectos que más evidencia han dado al caso de que el hombre era un pedófilo –pero reprimido, han asegurado–, ya que entre su archivo fotográfico se encontró incluso una fotografía de la hermana mayor desnuda, así como de Alice mostrando un pezón. No obstante, también se ha defendido al autor, por ejemplo su bisnieta explicó que que para la época la fotografía de infantes era mucho más inocente.

Por otro lado, tampoco queda claro por qué el nexo entre Liddell y Carroll se rompió, algunos indican que fue debido a la madre de Alice quien deseaba un matrimonio próspero para su hija, incluso según el recuento familiar, la madre quemó todas las cartas que Carroll le escribió a Alice.

Te puede interesar: Echa a volar la imaginación de tu hijo con un buen libro

De la riqueza a la ruina: Alice Liddell

alice liddell alicia en el pais de las maravillas
Wikimedia Commons
Fotografía de Alice Liddell por Lewis Carroll en 1858.

Se dice que desde pequeña Alice tenía un carácter fuerte y era una niña testaruda, lo que inspiró a Caroll y que la pequeña mantendría por toda su vida. Su personalidad fue tal que la BBC reporta un enamoramiento con el príncipe Leopoldo, aunque la pareja nunca pudo ser, pues Alice no tenía un linaje real.

Alice terminaría casándose y formando parte de la familia Hargreaves, pero con el paso de los años su situación económica fue empeorando, al grado que en 1828, Alice subastó el manuscrito que Carroll le regaló años atrás.

La subasta inicial alcanzó las 15 mil 400 libras esterlinas, y su nuevo dueño lo subastó meses después por un precio de hasta 150 mil dólares. Así, el manuscrito original de Alicia en el país de las maravillas estuvo en suelo americano varias décadas, hasta que fue subastado de nuevo en 1946. El nuevo comprador regresó este ejemplar a tierras inglesas, cuando lo donó al Museo Británico de 1948.

Las adaptaciones de Alicia en el país de las maravillas

El escrito original tendría incluso una continuación, Alicia a través del espejo y lo que Alicia encontró allí y una versión para menores de 5 años, sin embargo, el impacto del libro fue tal que han habido adaptaciones de todo tipo, desde el cine, al teatro, incluso videojuegos y dibujos animados. Sin mencionar intervenciones artísticas, como las ilustraciones de Dalí.

Entre sus adaptaciones de mayor impacto mundial y renombre son las cinematográficas, siendo la de Disney de 1951 la más conocida, aunque no se trató de su primera adaptación, y ni qué decir de las adaptaciones live action, como la primera dirigida por Tim Burton de 2010, que fue una oportunidad de presentar esta historia de nueva cuenta a una otra generación.

Te puede interesar: ¿Por qué quieren cancelar a Blancanives?

Suscríbete aquí a nuestro Newsletter para que estés al día con nuestros contenidos.