reina isabel y donald trump
junio 05, 2019 12:26 PM
Redacción Central
Realeza Revista Central

La razón por la que la reina Isabel usó rubíes frente a Donald Trump

Varias indirectas mandó a través de su corona hacia el presidente de Estados Unidos.

Por: Alejandro coyoli

La visita de Donald Trump al Reino Unido, en el que se ha dado cita con los duques de Cambridge, el duque de Sussex y recientemente, con la reina Isabel, ha dado mucho de qué hablar. 

La reina acudió a su reunión con el mandatario estadounidense con un vestido, guantes blancos, maquillaje natural, y para complementar usó un collar y una impresionante corona llena de diamantes y rubíes. 

Todos pudieran pensar que los rubíes son la piedra perfecta para contrastar con el total white look, pero lo cierto es que hay una historia detrás de la corona, así como el significado de la misma, hecho que hace pensar si Donald Trump es bienvenido al Reino Unido, o no. 

La corona fue encargada a la House of Garrard. “Esos rubíes fueron un regalo para su boda, provenientes de Birmania. Los 96 rubíes son un gesto simbólico, ya que los rubíes en la cultura birmana protegen de la enfermedad y el mal, en este caso para proteger al portador de las 96 enfermedades que pueden afectar a los humanos”, reveló el joyero. 

Ver esta publicación en Instagram ‘Tonight we celebrate an alliance that has helped to ensure the safety and prosperity of both our peoples for decades, and which I believe will endure for many years to come.’ This evening, a State Banquet was held in the Ballroom at Buckingham Palace in honour of the State Visit of the President and Mrs Trump. In her speech at the banquet, The Queen spoke of the mutual aims and beliefs of both countries, saying, ‘Mr President, as we look to the future, I am confident that our common values and shared interests will continue to unite us.’ The Prince of Wales, The Duchess of Cornwall, The Duke and Duchess of Cambridge, The Duke of York and The Earl and Countess of Wessex also attended the banquet. 📸 Press Association Una publicación compartida por The Royal Family (@theroyalfamily) el 3 de Jun de 2019 a las 3:18 PDT

Está elaborada de tal manera que en conjunto, forman una rosa Tudor, que no es otro que el símbolo heráldico de la casa real de Inglaterra… y claro, un gran número de usuarios de Twitter han comenzado a pensar que los usó por la referencia frente al mal que conlleva. 

De acuerdo al Diccionario de Símbolos de Jean Chevalier, el rubí en la antigüedad era considerado como un emblema de buena fortuna y protección. “Si cambiaba de color era un presagio siniestro, pero volvía a tomar su color purpúreo cuando la desgracia había pasado; desterraba la tristeza y reprimía la lujuria”. “La persona que lo portaba resistía al veneno, la peste y apartaba los malos pensamientos”.

Ver esta publicación en Instagram Mr President, as we look to the future, I am confident that our common values and shared interests will continue to unite us. Tonight we celebrate an alliance that has helped to ensure the safety and prosperity of both our peoples for decades, and which I believe will endure for many years to come.’ The Queen’s speech from last night’s US State Banquet is now available to watch in full on www.youtube.com/theroyalchannel. Una publicación compartida por The Royal Family (@theroyalfamily) el 4 de Jun de 2019 a las 3:50 PDT

Por otra parte, esta “piedra de sangre” era utilizada para la preparación de medicamentos antihemorrágicos… por esto, era considerado en la tradición popular rusa que era bueno para el corazón, la mente y para limpiar la sangre. 

Ya sea que la reina crea en las supersticiones o no, lo cierto es que puso haber escogido algún otro momento para llevar esta joya, pues ya que no considere a Trump como un mal, hay muchas otras personas que lo perciben de esa manera.